Economia de DubaiSi uno hubiera escuchado el nombre de Dubái hace diez años, la primera imagen que se le vendría a la mente es la de un lugar caluroso, árido y sin vida. En el peor de los escenarios, pensarían en un desierto sin mucho atractivo.

Sin embargo, esa imagen ha cambiado a través de los años, gracias a una economía impulsada principalmente por el petróleo y el gas natural. Tan sólo en el año 2005 este pequeño Emirato tuvo un producto interno bruto (PIB) de casi cuarenta mil millones de dólares. Si tomamos en cuenta que Estados Unidos tuvo un PIB de quince mil millones de dólares en 2011, entenderíamos un poco mejor el alcance económico de Dubái.

Este grado de prosperidad, llevó a Dubái a invertir sumas extraordinarias de dinero en infraestructura, aeropuertos, hoteles, áreas residenciales y atracciones. Y es que el gobierno de este Emirato sabía que el petróleo no sería para siempre.

Actualmente los ingresos petroleros y de gas natural del Emirato, sólo representan el cuatro por ciento de su producto interno bruto. Dejando la mayor parte de su economía al comercio, el turismo y los bienes inmuebles. No ha sido en vano la construcción de complejos sorprendentes como el hotel Burj Al Arab, que se encuentra flotando sobre la superficie del mar y es considerado el único hotel de siete estrellas en el mundo. Y es que sin duda, Dubái ha sido un abanico para la creatividad de arquitectos, apoyando la construcción de estructuras modernas y sustentables.

Estas estrategias han demostrado que Dubái sabe que sus recursos naturales no son para siempre y que si quieren mantener su crecimiento económico, es necesaria una diversificación y una inversión interna, en materia de transporte, servicios financieros, turismo, comercio y construcción. Estrategia que está dando resultados a pesar de la crisis económica mundial.

kostleige.com
http://www.kostleige.com/wp-content/uploads/2012/12/Economia-de-Dubai.jpghttp://www.kostleige.com/wp-content/uploads/2012/12/Economia-de-Dubai-150x150.jpgredactor1SocialDinero,Economía,Hoteles,InversiónSi uno hubiera escuchado el nombre de Dubái hace diez años, la primera imagen que se le vendría a la mente es la de un lugar caluroso, árido y sin vida. En el peor de los escenarios, pensarían en un desierto sin mucho atractivo. Sin embargo, esa imagen ha cambiado...Ven, Encuentra, Comparte...

Opiniones del Lector

Comentarios